Coffeebeer / Cafecaña

La versión en español está después de la versión en inglés.

I RETURNED FROM MESÓN SALVADOR after having morning coffee and afternoon beer with Tynan. I started my coffee at 11:50 and then followed it with a beer at 12:30.

When The Kid Brother was young (up to around the age of 8 or so), he got lots of words confused. Coffee was coffeetea. Hot chocolate was cocoamilk. Salt was sugar. Sugar was salt. Pepper was peppersalt. So, I figure today I had coffeebeer.

Tynan and I had a great hour and fifteen minutes together, talking about life, careers, family, kids. I wish I could say we solved the world’s problems but all we did was touch on them in conversation.

The other evening, instead of walking any of my usual routes here in Fuengirola, I tried something new. Torreblanca is the neighbourhood next to ours, although when you walk along the Paseo, you really wouldn’t know when you passed from one neighbourhood to the next. But, unlike Los Boliches, Torreblanca has a section that heads up into the hills; it’s known as Torreblanca Alta (Torreblanca Heights). I’ve never walked up into the “Heights” and am so glad I did Friday.

A major discovery for me was a 27-acre nature preserve called Senderos Las Presas, which is known in English as Las Presas Park. (Senderos means walking trails). I hadn’t intended to take such a long walk, the sun was beginning to set, the mosquitoes were beginning to bite, and it was almost dinner time. So I only stopped long enough to scan the trail map. Since the light wasn’t right for photos, I didn’t take many, but I can’t wait to go back. And to think it only took me seven years to discover this. San Geraldo and I just finished lunch, so I think it’s time for me explore some more. Or maybe I’ll just hit the beach.

.

REGRESÉ DE MESÓN SALVADOR DESPUÉS de tomar un café por la mañana y una cerveza por la tarde con Tynan. Comencé mi café a las 11:50 y luego lo seguí con una cerveza a las 12:30.

Cuando El Hermanito era joven (hasta alrededor de los 8 años más o menos), confundía muchas palabras. El coffee [café] era coffeetea [cafeté]. El cocoa [cacao] era cocoamilk [cacaoleche]. La sal era azúcar. El azúcar era sal. La pepper [pimienta] era peppersalt [pimientasal]. Entonces, me imagino que hoy tomé una cafecaña.

Tynan y yo pasamos una gran hora y quince minutos juntos, hablando sobre la vida, las carreras, la familia, los niños. Ojalá pudiera decir que resolvimos los problemas del mundo, pero todo lo que hicimos fue tocarlos en la conversación.

La otra tarde, en lugar de recorrer alguna de mis rutas habituales aquí en Fuengirola, probé algo nuevo. Torreblanca es el barrio contiguo al nuestro, aunque cuando paseas por el Paseo no sabrías cuando pasas de un barrio a otro. Pero, a diferencia de Los Boliches, Torreblanca tiene un tramo que sube hacia los cerros; se conoce como Torreblanca Alta. Nunca he subido allí y estoy muy contento de haberlo hecho el viernes.

Un descubrimiento importante para mí fue una reserva natural de 11 hectares llamada Senderos Las Presas. No tenía la intención de dar un paseo tan largo, el sol comenzaba a ponerse, los mosquitos comenzaban a picar, y era casi la hora de cenar. Así que solo me detuve el tiempo suficiente para escanear el mapa del sendero. Como la luz no era adecuada para las fotos, no tomé muchas, pero no puedo esperar a volver. Y pensar que solo me tomó siete años descubrir esto. San Geraldo y yo acabamos de terminar el almuerzo, así que creo que es hora de explorar un poco más. O tal vez simplemente iré a la playa.

Near Torreblanca train platform, which was as far up as I had gone before.
Cerca del andén del tren de Torreblanca, que estaba tan arriba como yo había ido antes.
He really wanted to be friends. So did I.
Realmente quería ser amigos. Yo tambien.
Torreblanca Beach in the distance.
Playa de Torreblanca a lo lejos.
Great views in all directions, but lots of climbing.
Excelentes vistas en todas las direcciones, pero mucha escalada.
The view from our living room an hour ago, and only three flights of stairs or a brief elevator ride.
La vista desde nuestra sala de estar hace una hora, y solo tres tramos de escaleras o un breve viaje en ascensor.

I scream, you scream / Yo grito, tu gritas

La versión en español está después de la versión en inglés.

TO SHOW YOU WHAT SAINTS we both are (not just San Geraldo) here are photos of a small sampling of the ice cream shops around town that we haven’t visited this summer. Many are artisan ice cream shops with all products made fresh on premises. So many new ones opened over the past year. I hope they survive these hard times. The final photo shows our building in the background. We can see it from our terrace and walk by regularly. Theirs is good but it’s not made on premises. For that, we have to walk an entire 5 minutes. So if I decide to be less saintly next week (which I’m considering), at least I’ll get a bit of exercise.

If the title of this post has no meaning for you, it’s an old, popular American song from 1927. I scream, you scream, we all scream for ice cream.

.

PARA MOSTRARTE LO SANTO QUE somos los dos (no solo San Geraldo) aquí tienes fotos de una pequeña muestra de las heladerías de la ciudad que no hemos visitado ni una vez este verano. Muchas son heladerías artesanales con todos los productos elaborados en el lugar. Tantos nuevos se abrieron durante el año pasado. Espero que sobrevivan a estos tiempos difíciles. La foto final muestra nuestro edificio al fondo. Podemos verlo desde nuestra terraza y pasar con regularidad. La suya es buena, pero no está hecha en las instalaciones. Para eso, tenemos que caminar 5 minutos completos. Así que si decido ser menos santo la semana que viene (lo que estoy considerando), al menos haré un poco de ejercicio.

Si el título de esta entrada no tiene ningún significado para ti, es una canción estadounidense antigua y popular de 1927. “Yo grito, tú gritas, todo nos gritamos por helado.” Cuando las dices rápidamente, Ice cream [helado] y I scream [Yo grito] suenan igual.

You can see this one in the background in the previous photo. In case you need a refresher in either direction.
Puedes ver este de fondo en la foto anterior. En caso de que necesite un repaso en cualquier dirección.

.

.

Almost home. That’s our place behind the clear glass.
Casi en casa. Ese es nuestro lugar detrás del cristal transparente.

Bizarre bazaar / Bazar extraño

La versión en español está después de la versión en inglés.

WHEN WE ARRIVED IN SEVILLA in 2011, we were fortunate to have met an American couple who had just taken a one-year break there after falling in love with the city. They sometimes had a peculiar perspective but they gave us some good recommendations and introduced us to a local who became a really good friend and an exceptional resource.

In one of our first conversations with the Americans, although I don’t remember what we were in the market for, we were told, “Oh, just go to the Chinese for that.”

‘The what?!?’ we responded in shock.

It was explained to us that the discount stores were “all owned by ‘Chinese’ and so everyone just calls them ‘El Chino’.” It seemed offensive to us, so we avoided the term. Ironically, there was one of those shops right on our plaza with the official name (on the signage): “El Chino.”

Our friend Kathleen appropriately calls them bazars, which is what they are (bazar in contemporary Spanish means variety store).

To add to the confusion, that same American acquaintance in Sevilla told me about a “great Chinese” across from the former train station. She said it was owned by an Indian family. I asked facetiously, “Why don’t you call it ‘The Indian,’ then?” She didn’t get it and responded, “No, it’s a Chinese.” Bizarre!

I think I’ll stick with ‘bazar’. The first photo is from Google maps of the bazar that was called El Chino on our plaza in Sevilla. The rest are examples from my walks around Fuengirola.

.

CUANDO LLEGAMOS A SEVILLA EN en 2011, tuvimos la suerte de haber conocido a una pareja estadounidense que acababa de tomarse un descanso de un año allí después de enamorarse de la ciudad. A veces tenían una perspectiva peculiar, pero nos dieron algunas buenas recomendaciones y nos presentaron a un local que se convirtió en un muy buen amigo y un recurso excepcional.

Sin embargo, en una de nuestras primeras conversaciones con los estadounidenses, aunque no recuerdo para qué estábamos en el mercado, nos dijeron: “Oh, ve a los chinos para eso”.

“¿¡¿Que qué?!?”, respondimos en estado de shock.

Se nos explicó que las tiendas de descuento eran “todas propiedad de chinos, por lo que todo el mundo las llama ‘El Chino’”. Nos pareció ofensivo, así que evitamos el término. Irónicamente, había una de esas tiendas justo en nuestra plaza con el nombre oficial (en la señalización): “El Chino”.

Nuestra amiga Kathleen los llama apropiadamente bazares, que es lo que son.

Para aumentar la confusión, ese mismo conocido estadounidense en Sevilla me habló de un “gran chino” frente a la antigua estación de tren. Dijo que era propiedad de una familia india. Le pregunté en broma: “¿Por qué no lo llamas ‘El indio’, entonces?” Ella no lo entendió y respondió: “No, es un chino”. ¡Extraño!

Creo que me quedaré con “bazar”; la gente tendrá que ponerse al día. La primera foto es de los mapas de Google del bazar que se llamaba El Chino en nuestra plaza de Sevilla. El resto son ejemplos de mis paseos por Fuengirola.

NOTA:
En inglés, bazaar significa bazar. Bizarre signífica extraño. Bazaar y bizarre se pronuncian de la misma manera.

On our plaza in Sevilla. I don’t know if they’re still in business, but when we lived there it was called “El Chino.”
En nuestra plaza de Sevilla. No sé si todavía están en el negocio, pero cuando vivíamos allí se llamaba “El Chino”.
“Julia” was so successful, they expanded to the other side of the building entrance. They only opened one side this summer (and need to replace their sign).
“Julia” tuvo tanto éxito que se expandieron al otro lado de la entrada del edificio. Solo abrieron un lado este verano (y necesitan reemplazar su letrero).

Happy Feet

La versión en español está después de la versión en inglés.

MY FEET (AND HIP) REMAIN happy today and I keep reminding myself to sit, stand, and step freely. I had no idea how tentative I’d become (except when it comes to jumping off walls — click here). The sciatica still reminds me it’s there, but I might never have noticed it in the first place had the discomfort been at this level. Physio Susana (whom I’ll see again next week) has filled me with hope — and with new stretches for my arsenal. Some of the stretches are ones I’ve done for years. But I can’t believe there are stretches I haven’t done yet.

I had a great walk yesterday afternoon and have shared below photos of some of the houses in the neighbourhood so you can get an idea of the look just minutes away from the beach. I danced off and onto every curb. The air has cooled, the breezes have arrived and the windows are open to take it all in. Even the cats are enjoying the fresher air. At top is Moose showing off his happy feet.

.

MIS PIES (Y CADERA) SIGUEN felices hoy y sigo recordándome que debo sentarme, estar de pie y caminar libremente. No tenía idea de lo indeciso que me habría vuelto (excepto cuando se trata de saltar de las paredes, haz clic aquí). La ciática todavía me recuerda que está ahí, pero es posible que nunca la hubiera noted si el malestar hubiera sido de este nivel. La fisioterapeuta Susana (a quien volveré a ver la semana que viene) me ha llenado de esperanza y de nuevos tramos para mi arsenal. Algunos de los estiramientos son los que he hecho durante años. Pero no puedo creer que haya tramos que no haya hecho todavía.

Ayer por la tarde tuve un gran paseo y he compartido a continuación las fotos de algunas de las casas del barrio para que puedas hacerte una idea del aspecto a pocos minutos de la playa. Bailé en cada bordillo. El aire se ha enfriado, ha llegado la brisa y las ventanas están abiertas para absorberlo todo. Hasta los gatos están disfrutando del aire fresco. En la parte superior está Moose mostrando sus pies felices.

Sunday’s moonrise.
Salida de la luna del domingo.
Monday’s moonrise.
Salida de la luna del lunes.
As the sky changed color.
Mientras el cielo cambiaba de color.

.

Connect the dots / Connecta los puntos

La versión en español está después de la versión en inglés.

AS I’VE MENTIONED BEFORE, WOMEN are permitted to enjoy their time on the beach topless. As they should, if they choose. They don’t get a second glance, at least not an obvious one, except from juvenile tourists (of all ages). But, the other afternoon while I was out walking the streets (and not earning a single solitary centimo), one woman did get a second glance from me. And she wasn’t even topless. It was simply unfortunate placement of a couple of polka dots.

.

COMO HE MENCIONADO ANTES, A las mujeres se les permite disfrutar de su tiempo en la playa en topless. Como deberían, si así lo desean. No reciben una segunda mirada, al menos no obvia, excepto por los turistas jóvenes (de todas las edades). Pero, la otra tarde, mientras caminaba por las calles (y no ganaba ni un solo céntimo), una mujer recibió una segunda mirada de mí. Y ella ni siquiera estaba en topless. Fue simplemente la colocación desafortunada de un par de lunares.

Funny how I wouldn’t have thought about it had those been real nipples.
Es curioso cómo no lo habría pensado si esos pezones hubieran sido reales.
I still have no clue.
Todavía no tengo ni idea.
Thursday afternoon’s marine layer.
Capa marina del jueves por la tarde.
Heading out for a very long, color-coordinated walk Thursday afternoon. Life was rosy.
Saliendo para una caminata muy larga y coordinada por colores el jueves por la tarde. La vida era color de rosa.
Don’t worry, I tucked in the shirt only momentarily so you could see my rosy briefs (and not my rosy cheeks.)
No te preocupes, me metí la camisa por un momento para que pudieras ver mis calzoncillos rosadas (y no mis nalgas sonrosadas).
Knowing what I would be wearing…
Sabiendo lo que estaría usando …